30 may. 2016

Alicia a través del espejo - Opiniones poco fundadas (XVII)

ALICIA A TRAVÉS DEL ESPEJO - PUEDE CONTENER SPOILERS


Decía Blake Snyder, -uno de los gurús de la escritura cinematográfica-, que la mejor manera de empezar una película es con una escena "Salva el Gato" (hasta registró el nombre). Este nombre tan curioso quiere decir que antes de que empiece el conflicto que se va a tratar durante la película, antes incluso de adentrarnos en el mundo cotidiano del protagonista, es muy conveniente verlo haciendo algo que demuestre sus mejores facetas. Se trata de sacar a relucir sus virtudes mientras resuelve un conflicto anterior.  

De este modo arrancan un buen puñado de pelis de James Bond, Aladdin, Indiana Jones en busca del Arca Perdida y muchísimas más. También empieza así Alicia a través del espejo con una Alicia convertida en capitán del Maravillas (el barco familiar) y perseguida por unos piratas malayos. En un alarde de valentía realiza una maniobra que les permite escapar. Esto solo sirve para dejar claro desde el principio que para conseguir lo imposible basta con creer que es posible, algo que la propia Alicia le dice a su contramaestre y sobre lo que va a girar toda la trama. 

Con esa peripecia arranca la secuela de Alicia en el País de las Maravillas que deja a Tim Burton en un papel testimonial de productor y recupera a Linda Woolverton para el guión (guionista de La Bella y la Bestia, de El Rey León o de Maléfica). 

Vamos allá: 

Alicia regresa a Inglaterra tras sus viajes por China para descubrir que su madre tiene una deuda con Lord Ascot que solo va a poder pagar entregando el barco familiar. En medio de las disputas con unos y otros, Absolem (con la voz de Alan Rickman en la versión original) acude a buscar a Alicia porque hay problemas graves en su mundo. 

El Sombrerero Loco ha perdido la cabeza (algo impensable...). Un buen día, paseando con sus amigos se encontró con el primer sombrero que fabricó cuando era un niño y eso es imposible ya que fue arrojado a la basura por su padre. El hecho de encontrarlo provoca un pensamiento en el Sombrerero: si el pequeño sombrero azul no había desaparecido es muy posible que su familia, -víctimas del Galimatazo en el Día Horribloso-, también estén vivos y puedan regresar con él. 



Por más que sus amigos tratan de convencerle de que están muertos y no pueden regresar no lo consiguen y piensan que solo Alicia puede hacerle entrar en razón. Y así lo intenta pero solo consigue llegar a la misma conclusión que todos los demás: están muertos y nada puede hacerlos regresar, es imposible. 

Y eso parece hasta que Mirana propone un plan: infiltrarse en el castillo del Tiempo, despistar a su señor, robar la cronoesfera y utilizarla para viajar al pasado y evitar que los Altas Copas mueran en el Día Horribloso. Por supuesto es Alicia la encargada de todo ello. 

A partir de ese momento la película se narra a través de una catarata de obstáculos. A cada paso Alicia se encontrará un problema, al superarlo aparecerá uno nuevo de mayor intensidad y luego otro y otro más, así hasta el final. A mi no me gustan demasiado las historias que se cuentan de esta manera, soy más partidario de otro tipo de estructuras porque resultan menos repetitivas y también menos planas. 

Ese es el gran problema de A través del espejo, por mucho que el guión se esfuerce en hacernos creer que la intensidad crece y crece, no es así, se mantiene en un punto medio-alto durante toda la trama que se diluye completamente entre los infinitos efectos visuales, las locuras propias del mundo en el que se desarrolla la historia y una Mia Wasikowska y un Johnny Depp que se olvidaron las emociones en casa.

Resumiendo, esta es una película "esclava" de su aspecto visual, todo es muy bonito, muy colorido, muy espectacular y muy relindo. Es maravilloso ver como se integran todos y cada uno de los personajes raros y peculiares que van desfilando por la pantalla. Técnicamente es una delicia. Pero la historia, que al fin y al cabo es lo esencial, es lineal y se construye a través de pequeños escalones que Alicia debe subir para llegar a su meta. Los intentos para dar a entender que puede que no consiga sus objetivos son pobres y sin fuerza y las "fuerzas antagónicas" que deberían plantar cara a sus avances parecen muy poderosas pero fallan en lo fundamental: no se las cree nadie. 

Alicia a través del espejo funciona como película familiar (que es donde tiene que funcionar), es ideal para los más peques y consigue algo que un montón de pelis no consiguen: mantenerlos muy atentos a la pantalla gracias a lo cuidado de su imagen. 

Para el resto del público esta es una peli olvidable que proporciona casi dos horas de entretenimiento y poco más. 

Mi recomendación es: vete a verla en familia. Si no lo haces corres el riesgo de que al ver el nombre de Tim Burton en la pantalla te confundas y creas que vas a ver algo que tiene que ver con él o con su universo cinematográfico y esperes algo más. No lo tendrás. 


   
Compartir es vivir
Publicar un comentario