21 nov. 2014

Nyx, los sueños de la Diosa - Llegando al papel

La última vez que hablé en el blog sobre "Nyx, los sueños de la Diosa", acababa de terminar la campaña de crowdfunding que ponía punto final al concurso en el que participaba la obra. Era septiembre de 2013.

Pues bien, un año y dos meses después, y tras haber salido la edición digital del tebeo en el mes de Julio, llega al fin la edición en papel. Han sido muchísimas las veces que distintos mecenas me han preguntado por el libro, hasta el punto de quedarme sin más respuesta que: "es que yo ya entregué mi trabajo hace meses". De todos modos, y como dice el refrán, nunca es tarde si la dicha es buena.

Y aquí tenemos el resultado, al menos en parte.


Me consta que muchos ya han recibido sus ejemplares y que solo faltan por enviar las recompensas a quienes pidieron packs más completos que incluyesen camisetas, marcapáginas y demás.

El proceso ha sido largo y muy difícil. El proyecto fue apoyado por más de 150 mecenas que hicieron que la obra ganase el concurso al que se presentaba y que han esperado con una paciencia infinita. 

Una de las recompensas que se ofrecían para alguno de los packs de coste más elevado consistía en un cuadernillo que incluía un making of de la obra. Nos extendimos haciéndolo, llegamos casi hasta las treinta páginas y sería poco conveniente colocarlo aquí.



Sin embargo sí que me apetecía compartir el inicio de ese making of porque en él se aclaran algunos aspectos y, sobre todo, se agradece mucho a todos aquellos que han hecho que esto sea un libro que colocar en las estanterías. Decía así:

Cuando uno se plantea la escritura de un “making of” se supone que es para contar los procesos de creación de alguna obra determinada. Nyx, los sueños de la Diosa, es la obra en cuestión, por tanto contar su camino será la labor de este cuadernillo. Para ello hay que hablar de muchas cosas y considero que será mucho más interesante si se hace de manera organizada.

Pero antes siquiera de comenzar, nos gustaría agradecer a todos y cada uno de los mecenas por su aportación, a Libros.com por la oportunidad y a Agustín y a Vicente Damián por acompañarnos. Nyx, los sueños de la Diosa, es posible por haber andado este camino y, como en todos los caminos, ha habido curvas y baches y si hemos llegado al destino es gracias a todos los que han formado parte del trayecto.

Ahora sí, vamos allá. Toma la palabra el guionista.

1.- ¿Qué es Nyx, los sueños de la Diosa?

Nyx, los sueños de la Diosa es una novela gráfica y ahí viene el primer lío. La diferencia entre un cómic y una novela gráfica no sé muy bien donde radica. He escuchado hasta diez versiones distintas que trataban de arrojar luz sobre esta cuestión y nunca ha terminado de quedarme claro.



Con mucha energía han tratado de convencerme de que si una historia es autoconclusiva ya se convierte de inmediato en una novela gráfica. También me han dicho que la fantasía o la magia sólo tienen cabida en el cómic y que, las novelas gráficas, cuentan historias cercanas, más apegadas a la realidad o con enfoques “distintos”.

No sé si en otros países como Francia o Bélgica tienen mucho más claro el concepto o no. Aquí, cada vez que me he encontrado con el tema, ya sea entre amigos, ya sea con gente del sector o con lectores empedernidos, jamás he sacado una conclusión clara.

Para mi este trabajo es una novela gráfica por una cuestión subjetiva. Es decir, simple y llanamente, porque me apetece que lo sea. La historia ha sido pensada en bloque y trabajada en bloque.

Una vez, leyendo en un foro, encontré a un usuario que decía: “una novela gráfica es un formato más próximo al cine, es como contar una peli en viñetas”. No sé si para la gente de la industria, para los editores, los libreros o para las personas que finalmente leen, será una definición acertada, pero es la que más se aproxima a como lo pienso, a como lo planteo y a como lo trabajo.

Así que, concluyendo, Nyx, los sueños de la Diosa, es una novela gráfica de 100 páginas escrita por Fernando Llor e ilustrada por René Valiñas. 



Ahora toca disfrutarla.
Compartir es vivir
Publicar un comentario