7 nov. 2014

Las Catacumbas de Salem (II) - Procesos

Mientras prosigue la campaña de crowdfunding en Verkami que pretende hacer de Las Catacumbas de Salem una realidad, se me ocurre que puede ser buena idea el contar como surgió todo esto.

El origen es doble. Por un lado llevaba un tiempo colaborando con Medellia Gray creando las primeras páginas de un proyecto para presentarnos a un concurso. 

El proyecto se llamaba Compañeros de Merienda y era un cómic un tanto tétrico (como a ella le gustan) en el que se contaba una historia, o más bien una aproximación, sobre los casos del Monstruo de Florencia, el asesino en serie más despiadado de la historia de Italia y un caso todavía por resolver.

Una de las páginas de
Compañeros de Merienda.

Ese proyecto no llegó a buen puerto (al menos de momento) pero nos permitió conocernos un poco más y empezar a hablar de otros proyectos. En alguna de esas conversaciones me mencionó a la revista The Rocketman Project. Me dijo que eran una gente muy maja, que sacaban una revista con relatos, ilustraciones y cómics cortos y que a lo mejor podíamos colaborar en ella.

El siguiente tema de la revista era Sueños y necesitábamos una historia que no se alargase más de diez páginas. Siempre he tenido cierto reparo a la hora de guionizar cómics cortos, porque me da la sensación de que la falta de espacio me condiciona para contar una historia completa. Es curioso porque eso no me pasa con los relatos, pero en fin...

Esta es la portada del número 3 de
The Rocketman Project.

Con la premisa "sueños" y la limitación de las diez páginas escribí "La Biblioteca" donde un viejo cascarrabias se encarga de custodiar no solo los libros de Salem, sino que también guarda algunos monstruos y sobre todo a las pesadillas.
Así se veía una de las páginas de La Biblioteca
en la revista.
Quien quiera ver en esto una referencia a Sandman, acertará de pleno, es mi tebeo favorito y nada más saber cuál iba a ser el tema de la revista me resultó inevitable asociarlo con ese mundo.

El resultado pudo verse en el número 3 de la The Rocketman Project.

Aunque en el libro cambiará la cosa

Mientras tanto y paralelamente a todo lo anterior respondí a un anuncio que se publicaba en Subcultura. En él, Judith Ballester, pedía un guionista con el que colaborar para realizar una historia corta (otra vez las historias cortas...) Me puse en contacto con ella y mientras lo hacía se me ocurrió una cosa:

"Si junto varias historias cortas, puedo hacer un libro largo" - en ocasiones soy así de brillante - .

Y empecé a darle vueltas a todo el lío y llegué hasta diez historias (una se perdió por el camino) relacionadas con aquella primera de "La Biblioteca". Todas ocurrían en Salem, tenían que ver con monstruos, brujas, demonios y también había hueco para un guión que escribí hace tiempo inspirado en un relato de Henry Kuttner "Las ratas del cementerio".

Esto pertenece a Las Ratas del Cementerio
dibujado por Adela Quiles e inspirado en un
relato de Henry Kuttner.

El collage que se formaba en mi cabeza funcionaba, había momentos de terror, de misterio, algún momento de erotismo y también humor ácido. Está claro que hay gustos para todo, pero a mi me parecía bueno.

Judith se quedó con una de las historias, "El Doctor", ahora "solo" había que encontrar ocho dibujantes más y una manera de publicarlo.

Parte del proceso de El Doctor.


Y para ambas cosas pude contar con The Rocketman Project. Les hablé de mi idea y les gustó, me ayudaron a conseguir dibujantes, empezaron a darle publicidad al proyecto, diseñaron la campaña de crowdfunding y si, finalmente conseguimos que se publique el libro, se encargarán de la edición y llevará su sello.

La portada de La Aldea hecha por Nara Kass.


El plantel de dibujantes lo completan Rafael Mir, Irene Calleja, Nacho Felechosa, Jonathan Rivas, Adela Quiles, Marco Fanjul y Nara Kass. Cada uno con estilos muy diferentes y todos con ganas de que esto se pueda poner en las estanterías y en las tiendas de cómics.

La portada de Las Catacumbas, la historia que
da título a todo el conjunto. Está dibujada
por Rafael Mir.


La mayoría de ellos también son colaboradores habituales de la revista.

Una de las páginas de La Sangre de Salem, obra
de Marco Fanjul. 


Para ello necesitamos apoyo. Ya hemos conseguido la mitad del dinero que necesitamos, pero aún queda muchísimo camino por recorrer. Podéis ayudar económicamente claro, pero también dando difusión al proyecto entre vuestros amigos y en vuestras redes sociales.

Aquí La Descendiente en manos de
Irene Calleja.

Sin duda os lo agradecemos. Muchas gracias.  



Y esta es la portada de
La muerte del Capitán, obra de
Nacho Felechosa.
Compartir es vivir
Publicar un comentario